El Minotauro

Nicolás Durán de la Sierra 

La noticia de mayor peso en los últimos días es, desde luego, la probable entrada de la plataforma Uber en el Estado tras de que un tribunal federal colegiado fallara a su favor y asentara que el servicio que presta no es público sino privado, con lo que abrió la puerta a su operación, aunque la empresa trasnacional tiene aún que pasar por el filtro del gobierno estatal.

Este triunfo parcial, aunque importante, es el resultado de varios años de lucha legal de la plataforma y, más temprano que tarde, como en el resto del país, tendrá que entrar en operación en el Estado, donde cuenta con una positiva percepción pública, incluida la de un gran número de los propios trabajadores taxistas hartos ya de los abusos de su mal llamado sindicato.

El tema de la percepción pública sea positiva o negativa es, en lo básico, de corte político y eso lo saben o deben saberlo quienes ejercen el poder, como lo evidenció este  caso en el que la imagen de autoridad estuvo a punto de naufragar por las manejos de un sindicato al que se le ha tolerado su creciente beligerancia, pese a tratarse de un grupo de concesionarios estatales. Por fortuna, al final, el gobierno logró controlar la tormenta.

No obstante, el problema sigue vigente y poco importa si el pasado gobierno lo heredó a este o si se ha filtrado o no el crimen organizado, la solución está en manos del actual gobierno. Con base real o sin ella, la voz popular apunta a que hay arreglos entre la parte oficial y el tan amafiado sindicato y ello vulnera la imagen de un gobierno que apenas empieza y que debe velar por la pulcritud de su presencia pública.

Si bien la opinión general favorece al gobierno de Mara Lezama, y va contra los disque sindicatos taxistas, debe insistirse en que ello continúe así. El poder estatal debe aprovechar la ocasión para deshacerse de tan purulenta reliquia y, al fin –lo que no se ha hecho desde los años de Mario Villanueva- dar a Quintana Roo un sistema de transporte eficiente.

Share.

About Author

Comments are closed.